Responsabilidad social arquitectónica (RSA): Como crear una RSA desde la arquitectura vernácula de Panamá

En curso

D Bosch Reig, Ignacio
PC responsabilidad, social, Panamá

 

3 “pilares” fundamentales: la importancia social, medioambiental y económica.
 Todo ello sin renunciar a las soluciones hasta ahora consideradas como buenas soluciones de proyectar, para obtener obras de arquitectura “correctas”, desde el punto de vista estético, funcional, de materialidad (donde también cabría la calidad) y durabilidad. Podrían también ser “correctas social y medioambientalmente” en un lugar concreto. Es decir, ver como establecer las bases para proyectar una Arquitectura Socialmente Responsable en un entorno determinado.
De este modo los proyectos estarían dotados de:
– COMPROMISO MEDIOAMBIENTAL: preocupándose por nuestro bienestar y el de nuestro entorno, formando parte fundamental de la filosofía proyectual, en la búsqueda de soluciones arquitectónicas para conseguir edificios sanos y medioambientalmente correctos, edificios saludables para sus usuarios y para el entorno, ciudades saludables y naturaleza en armonía con ellas, planteando diferentes niveles de actuación en función del grado de compromiso.
– COMPROMISO SOCIAL: colaborando a dar soluciones para lograr el equilibrio entre el desarrollo humano y el entorno, comprometiéndose a crear una arquitectura que esté al servicio del hombre, en especial de los estratos sociales mas desfavorecidos, proyectando para proporcionarle bienestar y un sinfín de oportunidades.
– COMPROMISO ECONÓMICO: a priori parece que todo aquello que lleva el sobrenombre de “ecológico”, “sostenible”, “compromiso”, es sinónimo de costoso, caro, ¿pero es justificado?, ¿se podría reducir ese coste o igualarlo a una arquitectura sin dichos compromisos añadidos?…se trata de investigar y buscar soluciones que nos den respuesta y justificación de los gastos, ahorra, costes.